Consejos Para Escritores: Cómo Empezar Tu Primera Novela

Escribí, me parece, esto en mi página de Tumblr pero aún no lo he hecho aquí en español. 

De las primeras cosas que uno debe saber justo antes de escribir su novela es si de verdad vale la pena ser contada, si de verdad quieres que la gente lo lea y sepa de su existencia (los pocos que alcancen a leerlo, claro). Sólo respóndete con sinceridad: ¿tu novela es interesante?, ¿tiene escenas sorprendentes?, ¿la historia te quita el aliento?, ¿al contar tu idea todos la vieron genial? De ser todas las respuestas positivas entonces supondremos que realmente vale la pena ser contada.

Ahora, después de hacer énfasis a su importancia, nos queda empezar a prepararnos. Para esto tendrás que salir a algún centro comercial o papelería para comprar un cuaderno, el que más te llame la atención y consideres muy lindo. Aquí no te preocupes si gastas mucho dinero en "algo insignificante", al menos para los dibujantes casuales, diseñadores, ilustradores, estudiantes entusiastas y escritores es genial comprar un cuaderno nuevo y esto lo digo por experiencia.

Una vez que ya poseas el cuaderno más lindo que hayas encontrado, ahora busca algún bolígrafo que de igual forma lo consideres bueno. Para esto tendrás que escoger los de mejor marca, esto con tal de que no se chorree la tinta y tengas terribles accidentes. Como opción te digo que elijas de varios colores, tus favoritos.

Aunque parezca absurdo que te diga que vayas a alguna tienda para comprar bolígrafos y un cuaderno, en realidad esto será muy relevante al momento de escribir, dado que no es lo mismo escribir en un cuaderno cualquiera, escolar, a uno que cuando lo ves, te dé la inspiración que tanto quieres y sea estético. Sólo que, eso sí, este cuaderno tan especial tiene una regla de oro, la cual es: jamás escribas  en ella cosas que no tengan que ver con tu novela

Una vez que hayas llegado a tu casa y estés feliz por tu nueva compra, entonces es momento de marcar en tu calendario o agenda las veces que vas a escribir, cuántas horas y cuántas palabras (esto como meta, completamente opcional, pero podrías hacer por ejemplo 1000 palabras cada tres días). 

Recuerda que para lograr tu meta debes ser constante. La escritura, si de verdad quieres publicar, es un verdadero trabajo con el cual sudarás y probablemente llorarás (al menos esto me ha pasado cuando tengo el bloqueo, pero hablaré de esto otro día).

Quizá en el momento que estés leyendo esto dirás que he dicho muy bien los pasos a seguir pero no he hablado de cómo empezar la novela, lo cual para algunos es un dolor de cabeza encontrar las palabras adecuadas. ¡Para eso mismo es el cuaderno! En él no necesariamente escribirás la novela, sino que escribirás todas tus ideas sin orden cronológico.

Esas oraciones que se te ocurren en la ducha, cuando vas en el autobús, para eso será tu cuaderno especial.

Escribe todas esas ideas que te vienen repentinamente y déjalas allí, reposando. Pero una vez tengas ese rato libre y aburrido, entonces será momento de leer lo que haz escrito y posiblemente nuevas ideas nazcan de tu cabeza. 

Conforme pase algún tiempo puede que te des cuenta que todas esas ideas empiezan a tener forma y una oración o párrafo le sigue a otro que escribiste hace unos minutos. Ahora el punto a seguir es ir uniendo (si quieres de forma digital, o sea, en tu computadora) todas esas oraciones y párrafos para que logres páginas y páginas de contenido.

Asimismo en algunos meses tendrás tu libro completado, pero como sabrás, ese no es el fin de la historia, pues aún queda mucho trabajo que hacer. Pero este tema lo manejaré otro día.


Gracias por leer.


Comentarios

Entradas más populares de este blog

NaNoWriMo 2016

Miedos irracionales

Dándole un giro a la desesperanza